Banano Cavendish genéticamente modificado muestra resultados positivos

Banano Cavendish genéticamente modificado muestra resultados positivos
Banano Cavendish genéticamente modificado muestra resultados positivos

Banano Cavendish GM muestra resultados positivos

Investigadores de  la Universidad Tecnológica de Queensland en Brisbane, Australia, desarrollaron bananos Cavendish genéticamente modificado con resistencia a la devastadora enfermedad de Panamá, transmitida por el suelo y causada por el hongo Fusarium oxysporum f.sp. raza tropical cubense 4 (TR4); enfermedad que también se conoce como marchitez por Fusarium.

La primera prueba, validada por los científicos de la Universidad de Wageningen & Research en los Países Bajos, se realizó en un suelo fuertemente infestado con el hongo Fusarium oxysporum f.sp. raza tropical cubense 4 (TR4). Como resultado, la variedad de banano Cavendish, que fue modificada con un gen tomado de un banano silvestre, permaneció completamente libre del hongo (TR4). Las otras tres variedades mostraron algo de resistencia.

La revista Nature Communications publicó los resultados con el titular: “Bananos de Cavendish transgénicos con resistencia a la marchitez de Fusarium tropical raza 4”.

La investigación del banano Cavendish 

La prueba de campo, realizada desde 2012 hasta 2015, fue dirigida por el profesor James Dale de la Universidad Tecnológica de Queensland y se llevó a cabo en una plantación de banano comercial a las afueras de Humpty Doo, al Norte en Australia previamente afectada por TR4.

Para la prueba, los científicos clonaron el gen llamado RGA2 del progenitor de los bananos salvajes comestibles, Musaacuminata ssp. Malaccensis, que tiene una notable resistencia a TR4. En consecuencia, la variedad de bananos de Cavendish modificada con (RGA2-3) permaneció libre de TR4 durante los tres años de la prueba. Las otras tres variedades modificadas con RGA2 mostraron algo de resistencia, alrededor de un 20% o menos tuvieron síntomas de la enfermedad durante este período. Por el contrario, entre el 67% y el 100% de los otros bananos resultaron infectados por el hongo TR4.

“La variedad de banano genéticamente modificado muestran que la actividad del gen RGA2 está fuertemente correlacionada con el nivel de resistencia a TR4″, comenta Gert Kema, profesor de fitopatología tropical en la Universidad Wageningen & Research y quien participó junto con su equipo en la prueba. “Este es un gran avance ya que se trata del primer gen de resistencia identificado para la marchitez por Fusarium, sin embargo, esto es solo el comienzo, el siguiente paso es trabajar con los otros bananos silvestres para establecer una producción resistente y sostenible para todos. En 2012, determinamos que esta especie de banano tiene una valiosa resistencia a TR4 y Dale junto a su equipo, ahora lo ha confirmado”, agregó.

En esta investigación además de los profesores James Dale y Gert Kema, también participaron los profesores Fernando García Bastidas de la Universidad Wageningen & Research; Harjeet Khanna de Sugar Research Australia; Mark Smith de Darwin Banana Farming Company y Santy Peraza Echeverria del Centro de Investigación Científica de Yucatán, México. También los profesores de la Universidad Tecnológica de Queensland como Anthony James, Peter Waterhouse, Kerrie Mengersen, Robert Harding y Jean-Yves Paul.

Siguen investigando con otra variedad de banano Cavendish 

Aunque se ha encontrado que los bananos Cavendish también tienen el gen RGA2 de forma natural, no es muy fuerte y activo. Una nueva investigación está estudiando cómo ‘activar’ el gen en esta clase de bananos para que sean resistentes a TR4.  Para ello, los investigadores comenzaron una prueba de campo ampliada en la misma plantación, cultivando las cuatro variedades resistentes de RGA2 y la variedad recientemente desarrollada de Cavendish. Son alrededor de 9 mil plantas para evaluar su resistencia y rendimiento y otras características importantes en los próximos cinco años.

 Autoría exclusiva de la Universidad Wageningen & Research