Agricultores de Bolivia quieren sembrar algodón GM para tener mayores rendimientos

Los productores bolivianos piden al gobierno que les permita sembrar algodón genéticamente modificado y así tener mayores rendimientos y ser más competitivos.

En Bolivia, el área sembrada de algodón alcanzó las 3.000 hectáreas en esta gestión, un incremento del 67% a comparación de la gestión 2014 donde cayó a 1.800 hectáreas, la superficie más baja en los últimos cinco años.

Para esta temporada los agricultores estiman tener una cosecha regular, sin embargo, esperan que el gobierno apruebe el uso de semillas genéticamente modificadas o transgénicas de algodón y su regulación para que así se priorice el algodón nacional en las industrias. 

Juan Campero, presidente de la Federación de Productores de Algodón (Fedepa), informó que el ingreso de nuevos productores de algodón en la zona de Pozo de Tigre, Tres Cruces y El Tuna hizo que el área sembrada se incremente a comparación del año pasado, por lo que se prevé que tengan una producción de 45.000 quintales, ya que por hectárea el rendimiento oscila entre 12 hasta 15 quintales de algodón.

Durante la Cumbre Agropecuaria, uno de los principales pedidos del sector fue la utilización de transgénicos para los cultivos, estamos esperando que el Gobierno dé una respuesta favorable para poder así incrementar los rendimientos en los cultivos. También estamos actualmente en tratativas con el Gobierno para sacar una norma que dé preferencia a la producción nacional de algodón antes que el importado, porque a pesar de tener una producción pequeña las empresas no nos compran”, explicó Campero y añadió que la pasada gestión las grandes empresas se dotaron de algodón desde Paraguay y Colombia.

De acuerdo con el presidente de Fedepa, para lograr abastecer el mercado nacional se necesita alcanzar unas 20.000 hectáreas con 300.000 quintales de algodón, pero actualmente solo se cubre un 15%, siendo los principales compradores las empresas pequeñas textileras y las hilanderías.

Actualmente poco más de 70 productores de algodón son los que están logrando cubrir las 3.000 hectáreas sembradas y el gremio espera que el próximo año mejoren las condiciones para que más productores se motiven en sembrar el cultivo.

El algodón GM sería una herramienta que permitiría a los agricultores bolivianos tener menores pérdidas en sus cultivos (causadas por plagas y/o malezas) y así ser más productivos y competitivos. 

Tomado de: argenbio.org