OMS crea nueva guía para la investigación de mosquitos GM 

OMS crea nueva guía para la investigación de mosquitos GM 
OMS crea nueva guía para la investigación de mosquitos GM 

La guía, realizada en el mes de mayo, señala algunos estándares esenciales para informar la investigación de mosquitos GM y el desarrollo sobre temas como la eficacia sobre estos al querer mitigar enfermedades.

Si se llega a demostrar que los mosquitos modificados genéticamente son seguros, eficaces y asequibles, podría llegar a ser una nueva herramienta para combatir enfermedades como el dengue, el zika, o el paludismo que deja 40.000 muertes cada año.

Según información de la World Health Organization, las estrategias para mitigar las enfermedades transmitidas por mosquitos son parcialmente efectivas. Por lo anterior, se deben llevar a cabo nuevos enfoques para controlar las picaduras por parte del espécimen que, además, está presentando resistencia a insecticidas.

Mosquito GM, algo necesario

El Dr. Pedro Alonso, Director del Programa Mundial de Paludismo de la OMS, explicó que si bien en las últimas dos décadas se ha podido evitar cerca de 7 millones de muertes y 1.500 millones de casos de la enfermedad:

“El progreso hacia los objetivos clave de nuestra estrategia mundial contra el paludismo sigue estando fuera de curso”. Y agregó que los mosquitos genéticamente modificados pueden ser una de las varias herramientas nuevas que pueden ayudar a acelerar el progreso contra estas enfermedades”.

Por su parte, el Dr. Jhon Reeder, director del Programa Especial de Investigaciones y Enseñanzas sobre Enfermedades Tropicales (TDR) ratifica que es muy necesario tener este tipo de tecnologías que ayudan a la investigación de mosquitos GM:

“Necesitamos con urgencia enfoques innovadores para ayudar a controlar las enfermedades transmitidas por mosquitos, que tienen un impacto devastador en todo el mundo. Los mosquitos genéticamente modificados son uno de esos enfoques, pero queremos asegurarnos de que se evalúe de manera completa y responsable”. explicó.

La guía de la OMS contiene estándares que ayudan a los investigadores a organizar el cómo y cuándo se deben realizar estas pruebas. A su vez, dará unas expectativas específicas para que los investigadores puedan estudiar objetivos de manera más informada y rigurosa.

“El marco de orientación actualizado tiene como objetivo responder estas preguntas para garantizar que las pruebas a los mosquitos sean tan rigurosas como lo son para cualquier otro producto de salud pública”. Explicó el Dr. Michael Santos, Director de la Colaboración Global GeneConvene.

¿Qué dice la guía?

Este documento se basa en uno anterior publicado por la TDR y la Fundación para los Institutos Nacionales (FNIH) en 2014. Allí, se integraron para la investigación los nuevos avances de la tecnología relacionados con modificación genética de mosquitos y otros apartados como la ética del investigador.

Entre algunas de las ideas que se registran en el documento se encuentra que los proyectos deben tener criterios muy claros para la realización de pruebas; debe haber un conjunto concreto de consideraciones de seguridad y eficacia para evaluar en cada prueba. Además, la guía también ofrece métodos para comprender las implicaciones de los mosquitos GM para la salud humana, salud animal y el medio ambiente.

Organizaciones de otros continentes han expresado su apoyo ante la nueva propuesta de la OMS: “Acogemos con satisfacción esta nueva orientación de la OMS. Ayudará a los países que padecen enfermedades transmitidas por mosquitos a evaluar esta nueva intervención prometedora”. Dijo el profesor Aggrey Ambali, asesor principal de la Agencia de Desarrollo de la Unión Africana-Nueva Partnership for Africa’s Development (AUDA-NEPAD).

Más información: https://www.who.int/news/item/19-05-2021-who-issues-new-guidance-for-research-on-genetically-modified-mosquitoes-to-fight-malaria-and-other-vector-borne-diseases

Añadir Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Share via
Copy link